miércoles, 8 de febrero de 2017

Una medalla para Matanzas (1898)


Por: Odlanyer Hernández de Lara y Boris Rodríguez

Las medallas constituyen una de las formas más comunes de reconocimiento individual en las contiendas bélicas. Este tipo de condecoración militar está relacionada con acciones extraordinarias o servicios distinguidos, como forma de premio honorífico. La Guerra Hispano-Cubano-Americana no estuvo exenta de ellas. De hecho, al culminar la guerra, se produjeron una serie de medallas vinculadas a determinadas batallas, que fueron otorgadas a quienes participaron. Matanzas quedó grabada en una de esas medallas.
Durante la investigación sobre la primera batalla de la Guerra Hispano-Cubano-Americana, desarrollada al mediodía del 27 de abril de 1898 en la bahía de Matanzas, Boris Rodríguez, uno de los investigadores del proyecto Progressus, encontró la referencia a una serie de medallas relacionadas con la contienda cubana entre las cuales se encuentran dos dedicadas a los enfrentamientos en Matanzas (abril 27 y mayo 6). Oficialmente denominada como Medalla de los Enfrentamientos Navales en las Indias Occidentales, es conocida como Medalla de Sampson. Fue diseñada por el escultor estadounidense Daniel Chester French (1850-1931), autor de la famosa estatua que compone el monumento a Abraham Lincoln en la ciudad de Washington DC. Según Malcolm Storer (1922), estas medallas fueron aprobadas por Ley del Congreso de los Estados Unidos con fecha del 3 de marzo de 1901 y otorgadas a todos los oficiales y hombres de la Marina y la Infantería de Marina que participaron en los enfrentamientos efectuados en las Indias Occidentales entre el 6 de mayo y el 14 de agosto de 1898[1]. A pesar de que la fecha de inicio es del mes de mayo, el autor incluye la primera batalla, acontecida en Matanzas a finales de abril.

Ejemplo de la medalla completa, en este caso perteneciente al USS New York, donde cada barra de metal corresponde a una batalla, incluyendo a Matanzas en primer lugar. Imagen obtenida de: http://www.omsa.org/view-image/?imageid=12338&catid=503

La propuesta de las medallas fue hecha el 2 de marzo de 1901 por el representante demócrata por el estado de Louisiana Adolph Meyer[2]. La resolución conjunta (S.R. 115) fue aprobada entre aplausos por el discurso patriótico con que Meyer la presentó. Esta refiere:

Resolved by the Senate and House of Representatives, etc., That the Secretary of the Navy be, and he is hereby, authorized to cause to be struck bronze medals commemorative of the naval and other engagements in the waters of the West Indies and on the shores of Cuba during the war with Spain, and to distribute the same to the officers and men of the Navy and Marine Corps who participated in any of said engagements deemed by him of sufficient importance to deserve commemoration: Provided, That officers and men of the Navy or Marine Corps who rendered specially meritorious service otherwise than in battle may be rewarded in like manner: And provided further, That any person who may, under the provisions of this act, be entitled to receive recognition in more than one instance shall, instead of a second medal, be presented with a bronze bar, appropriately inscribed, to be attached to the ribbon by which the medal is suspended. And to carry out the provisions of this resolution the sum of $25.000, or so much thereof as may be necessary, is hereby appropriated out of any money in the Treasury not otherwise appropriated.”
“Resuelto por el Senado y la cámara de representantes, etc., Que el Secretario de la Marina, y que por este medio, se autoriza a hacer que se realicen medallas de bronce conmemorativa de los enfrentamientos navales y otros en las aguas de las Indias occidentales y las costas de Cuba durante la guerra con España, y distribuir la misma a los oficiales y hombres de la marina y la infantería de marina que participaron en cualquiera de dichos enfrentamientos considerados por él de suficiente importancia para merecer la conmemoración: previsto, que los funcionarios y hombres de la marina o la infantería de marina que rindieron un servicio especialmente meritorio, que no sea en la batalla, también puedan ser recompensados en esa manera: previene además, Que cualquier persona, bajo las provisiones de este acto, tenga derecho a recibir más de un reconocimiento, en vez de recibir una segunda medalla, sea presentado con una barra de bronce, debidamente inscrita, para acoplarse a la cinta por la que se suspende la medalla. Y para llevar a cabo las disposiciones de esta resolución la suma de $25.000, o tanto sea necesario, se asigna por a presente cualquier dinero en la Tesorería no de otra manera apropiada”

Esta medalla de honor no era para todos, sino para aquellos que participaron en enfrentamientos de suficiente importancia en las aguas de las Indias Occidentales que merezcan especial conmemoración. Una foto histórica donde aparece un oficial con una Medalla Sampson puede observar los siguientes enlaces [foto 1] [foto 2]. El Secretario de la Marina sería el encargado de elegir las acciones de especial importancia. “The joint resolution properly recognizes the fact that there may be services performed which were especially meritorious otherwise than in battle”, apuntó Meyer en su discurso. Para cerrar, alegó:
“But the gratitude of this country for those who fought in the waters of the West Indies remains to be expressed and typified in an enduring, permanent shape worthy of them, worthy of us, and worthy of the spirit which, from Revolutionary days until now, has rendered honor to those who have periled life in the country’s service.”
“La gratitud de este país para aquellos que lucharon en las aguas de las Indias Occidentales debe ser expresada y caracterizada en forma perdurable y permanente digna de ellos, digno de nosotros y digno del espíritu, desde la Revolución hasta nuestros días, ha hecho honor a quienes han arriesgado su vida al servicio de este país."
La medalla estaba provista de barras de bronce sobre la cinta que llevan los nombres de las embarcaciones en que sirvieron los destinatarios. En el frente presentaban el busto, del Almirante WilliamSampson, mirando a la izquierda, con la inscripción: US NAVAL CAMPAIGN • WEST INDIES 1898 / WILLIAM SAMPSON / COMMANDER IN CHIEF. En el reverso, una vista de tres militares en escena de guerra, disparando un cañón, con la inscripción de la ciudad y la fecha en que se desarrolló la batalla. Una de estas piezas, correspondiente a Matanzas fue adquirida recientemente por Progresus Heritage and Community Foundation. Si bien la cinta que acompaña a la pieza metálica parece haber sido reemplazada, se puede ver la inscripción: Matanzas / April 27, haciendo referencia a la batalla que inauguró la intervención estadounidense en la Guerra de Independencia de Cuba.



Medalla Sampson, con el detalle del reverso donde se lee: Matanzas, April 27





[1] Storer, Malcolm (1922), Naval Medals of the Spanish-American War. The Numismatist, July, pp. 319-322.
[2] Congressional Record (March 2, 1901), pp. 3441-3442.

No hay comentarios:

Publicar un comentario